Los nombres de los autómoviles Tesla esconden un mensaje de índole sexual que no a todos cae bien

Desde que Elon Musk fundó Tesla Inc. en el 2003 decidió que los autos de la misma marca deberían seguir un patrón en sus nombres.

Primero fue el modelo S, después el modelo X y posteriormente el modelo E.

¿Adivinas cuál es el mensaje?

Sí. SEX.

Pero hubo quién se interpuso en la broma de Musk. Ford por ejemplo, amenazó con demandar a la empresa ya que Model E era ya una marca registrada.

Fue entonces cuando el nombre cambió a Model 3.

Aún así sigue siendo bastante sugerente, en especial tomando en cuenta que las nuevas generaciones están acostumbradas a intercambiar letras por números y seguir leyendo de manera fluida, como S3X.

Y como complemento, el vídeo que se publicó en la cuenta de Twitter de Tesla Motors que se titula S, 3, X on a bridge y que muestra a los tres modelos en acción:

Desde mi punto de vista el juego de palabras es inteligente e inofensivo, aunque ha sido descrito por medios como The Verge como innecesario e inapropiado.

En complemento se puede mencionar la posible aparición del modelo Y de Tesla que se define como más barato que el modelo 3.

El juego de palabras final sería S3XY.

Y tú ¿qué opinas al respecto?

Relacionado  La esencia de la elegancia: GourmandOrange Blossom de Dossier
You May Also Like

La evolución de los aparatos tecnológicos más utilizados

La tecnología ha cambiado por completo la forma en que vivimos, trabajamos…

15 maneras de crear contenido digital (incluye más de 50 herramientas)

Casi cualquier persona puede tomar un lápiz o un teclado y comenzar…

Michelin te ofrece una de las mejores lecciones de marketing que puedes aprender

Las empresas que se crean con un fin meramente económico… … están destinadas…

¿Compras o estás pensando en comprar datos sobre tus potenciales clientes? Hazlo con cuidado

Cuando se intenta vender algo, una de las bases es crear una…