Hace unos días causo furor la presentación de IGTV de Instagram, una app independiente que permite la publicación de vídeos 4K verticales, para favorecer su visualización en móviles, con una duración límite de hasta una hora.

Además, la plataforma no contendrá anuncios, al menos por ahora.

La red social cabe mencionar ya cuenta con mil millones de usuarios.

Pero la decisión de la creación de la aplicación responde a información específica.

El vídeo de larga duración

En 2016 el vídeo de corta duración, de 0 a 5 minutos, representaba el 55% del total de visualizaciones, mientras que los vídeos largos, de más de 20 minutos representaban tan sólo el 29%.

Hoy la tendencia parece revertirse, y es algo que no ha pasado desapercibido para Instagram.

Después de todo, la innovación es necesaria para mantener la vigencia en el mercado.

Según datos ejemplificados en la siguiente gráfica creada por Statista con información de Ooyala los vídeos que duran más de 20 minutos representan en la actualidad el 54% de las visualizaciones.

Los vídeos de 0 a 5 minutos han quedado relegados al segundo lugar con un 38% del total.

Vídeos de larga duración son la nueva tendencia

Relacionado  Profesionales digitales ¿novedad, tendencia… o fraude?